El tiempo feliz tiene una extensión muy visible en el país de la memoria y, además, un clima propicio y una luz deliciosa pero es evanescente, se desmorona apenas evocado, muy a menudo sólo quedan de él esbozos fugitivos, fogonazos.

JOSÉ MARÍA MERINO

BUSCA EN ESTE BLOG

15 diciembre 2016

¡QUÉ ARTE... MEDIEVAL!


               Cuarta entrega de la exitosa saga Ortega, ahora dedicada a los castillos medievales, con materiales reciclados.













               Las imágenes hablan por sí solas y la imaginación desbordante, el cuidado en los detalles y el esfuerzo de nuestros "arquitectos" y "canteros" de 2º de la E.S.O. quedan bien a las claras... ¿a que sí?













Jesús Taranilla

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja aquí tu comentario